REVIEW

Nanny (2022)

Nanny

Nanny 2022

Crítica Nanny

El Camino del Agua

3.5/5

Nanny: El Camino del Aguan su opera prima, Nikyatu Jusu pone en escena la realidad fracturada del exiliado, a través de una inmigrante senegalesa atrapada entre un mito de origen y otro adoptivo: el folclore africano y el american dream. Nanny es un viaje lisérgico por los abismos de la mente de Aisha (una fascinante Anna Diop), que siente el llamado de los espíritus de su continente en visiones y sueños que la acercan a la locura, mientras es explotada por una pareja muy progre de blancos y descubre que el sueño americano es una pesadilla de la que no quiere despertar.

¿Alguna vez se puede abandonar definitivamente el lugar de origen? El hogar es el concepto sobre el cual gira la película: Aisha vive en Nueva York, pero una parte de ella quedó en África. Trabaja como niñera de Rose (Rose Decker), la hija de una pareja muy liberal y muy adinerada -Amy (Michelle Monaghan) y Adam (Morgan Spector)- que respira la cultura negra: él parece ser un reportero de la marginalidad, su estudio está decorado con cuadros del Black Lives Matter y protestas tercermundistas; la niña tiene una biblioteca de cuentos sobre dioses africanos.  

La primera parte de la película tiene la atmósfera retorcida de Get Out (Jordan Peele, 2017): debajo del barniz de amabilidad y simpatía progre, la pareja supura algo insano. Jusu crea un ambiente tóxico pero indeterminado, con insinuaciones sexuales, explotación y esa mezcla de curiosidad zoológica, tolerancia y una herencia esclavista que poco a poco va subiendo a la superficie. 

Crítica Nanny 2022
Anna Diop, Nanny (2022).
Nanny 2022
Anna Diop, Nanny (2022).

Aisha tiene un solo objetivo: juntar el dinero para que su hijo de 9 años pueda viajar y vivir con ella en Nueva York. Pero tiene visiones que rompen la realidad y la asfixian en un mundo onírico de pesadilla. Es el llamado de Mami Wata, el espíritu del agua, y de la araña Anasi: ¿son advertencias, es la culpa, o algo más cercano a la locura? 

“Los espíritus africanos nos han dotado de resiliencia, pero no siempre son amables. Unos quieren tu sangre, otros sólo quieren que renazcas”. Es en esta ambivalencia que Nanny se mueve entre el psicodrama, la crítica social y el terror, sin establecerse en ninguno y creando un clima de desasosiego e incomodidad sostenidos en los elementos fantásticos que se vinculan con el simbolismo maternal, con la distancia y la angustia de los oprimidos.

La fotografía de Rina Yang es de una belleza radiante, contrastada entre la fuerza visual de los elementos africanos y los grises de Nueva York, y cuyo equilibrio de colores primarios vívidos y tonos suaves la convierte no solo en una experiencia emocional sino que hace de esa prisión / departamento una topografía de lo siniestro. 

Nanny es un tour de force por la noche de la razón, en el que las ganas de progresar de Aisha chochan contra una ira contenida que amenaza con desbordarse. Jusu crea una atmósfera de tragedia inminente en la que muestra a los dioses africanos librar su batalla de ocupación simbólica en el cuerpo y la mente de una exiliada que quiere vivir en un mundo que no le pertenece.

Los Espíritus de la Isla: Ampliación del Campo de Batalla
En The Banshees of Inisherin, Martin McDonagh utiliza una amistad rota como telón de fondo para explorar el conflicto en el hombre, la naturaleza del orgullo...
Llaman a la Puerta: El Apocalipsis Según Shyamalan
Llaman a la Puerta (Knock at the Cabin, 2023) es un trip bíblico en el que las viejas supersticiones chocan contra el escepticismo y el egoísmo modernos,...
Bodas de Plomo: Catarsis Pre Nupcial
★★★★★ 2,5 /5 Bodas de Plomo no es lo suficientemente mala como para ser insultante, ni lo suficientemente buena como para dejar alguna marca, ni lo vergonzosamente...