Search
Close this search box.

Dune | Paul Atreides: ¿Héroe o villano?

Paul Atreides Dune;: Parte Dos
La segunda parte de Dune finalmente resuelve el debate de 59 años sobre si el protagonista de la obra de Frank Herbert, Paul Atreides, es un villano o un héroe.

Aunque la historia épica de Dune puede girar en torno a Paul Atreides, esto no lo consagra como un héroe. De hecho, una de las razones fundamentales por las cuales la novela de Frank Herbert sigue siendo tan influyente radica en su crítica a la narrativa arquetípica del “elegido” en la ciencia ficción, la cual suele ser problemática. 

A pesar de esto, los seguidores de la saga literaria llevan décadas discutiendo si la naturaleza de Paul Atreides lo convierte en un héroe o un villano. Afortunadamente, la adaptación de Denis Villeneuve se mantiene fiel a las intenciones originales de Herbert.

Por otro lado, el final de la película Dune, dirigida por David Lynch y estrenada en 1984, presenta a Paul como un héroe triunfante. La producción, convertida en una cinta de culto con el tiempo, refuerza esta idea al mostrar que la victoria de Paul en Arrakis convoca una tormenta de lluvia, en lugar de desencadenar una Guerra Santa que, eventualmente, destruirá el Universo Conocido y provocará la muerte de miles de millones de personas. 

Aunque Dune: Parte 2 se desvía un poco del material fuente, las modificaciones que realiza Villeneuve contribuyen de manera más efectiva a la narrativa anti-colonialista y anti-salvador blanco de la obra. Un ejemplo de ello es el tratamiento de Chani (Zendaya), una guerrera fremen y amante de Paul, quien muestra escepticismo respecto a su papel como Mesías, al sospechar acertadamente que la historia es un medio para controlar al pueblo fremen.

El debate sobre si Paul es un villano o un héroe se aclara de la siguiente manera: En Dune, Frank Herbert incorpora deliberadamente todos los elementos de una típica historia del “elegido” para subrayar su punto: Paul no es un héroe en el sentido convencional, sino más bien una figura trágica que recurre a medios cuestionables para alcanzar sus objetivos. 

Al principio, Paul muestra entusiasmo por vivir en Arrakis y aprender más sobre el planeta desértico productor de especia. Sin embargo, tras el asesinato de su padre a manos de la Casa Harkonnen, Paul descubre que sus objetivos están alineados con los de los fremen, los nativos del planeta. Ambos desean derrocar a los Harkonnen, aunque sus motivaciones difieren.

Dune: Profecía
Dune: Profecía

El destino de Paul está ligado al programa de cría de las Bene Gesserit

La Orden Bene Gesserit es una sociedad secreta y misteriosa que ejerce una gran influencia en el Universo Conocido. A lo largo de milenios, acumularon un vasto conocimiento y poder, empleando una combinación de habilidades físicas y mentales excepcionales, así como técnicas de manipulación y control. Su objetivo final es moldear el destino de la humanidad a través de su comprensión y manipulación de la genética, la política y la religión.

Uno de los aspectos más destacados de la Bene Gesserit es su programa de cría selectiva. Este programa, llevado a cabo con meticulosidad y precisión, tiene como objetivo crear un ser humano supremo conocido como el Kwisatz Haderach. Este ser excepcional estaría dotado de habilidades mentales y físicas extraordinarias, lo que lo convertiría en un líder sobrenatural capaz de cambiar el curso de la historia humana.

El término Kwisatz Haderach se traduce aproximadamente como “el que ve más allá” o “el que se mueve de un lugar a otro”. Esta figura legendaria es vista como una especie de profeta o mesías por la Orden Bene Gesserit, y su llegada se considera crucial para el cumplimiento de sus planes a largo plazo.

Su plan es  llevado a cabo con gran secreto y cuidado. Las hermanas Bene Gesserit seleccionan cuidadosamente los linajes adecuados y manipulan la reproducción de manera estratégica a lo largo de las generaciones para producir al Kwisatz Haderach. Este proceso implica una combinación de manipulación genética, control de la reproducción y cuidadosa elección de parejas para garantizar que las características deseadas se transmitan a través de la línea de descendencia.

Lady Jessica, madre de Paul Atreides, es una de las piezas clave en el programa de cría Bene Gesserit. Su unión con el Duque Leto Atreides fue cuidadosamente orquestada por la Orden en un intento de avanzar en sus objetivos de cría. Su amor por Leto la lleva a desobedecer sus órdenes y le concede al duque un hijo varón, adelantando la llegada del Kwisatz Haderach. 

Ante el enorme potencial de su hijo, Jessica, al escapar al desierto, aprovecha su profundo entendimiento de las creencias religiosas de los fremen en su beneficio. No solo reconoce la semilla plantada por su orden matriarcal en la fe fremen sobre un mesías, Lisan al Gaib, sino que también entiende cómo esta creencia puede ser manipulada para su causa. 

Gracias a las astutas intervenciones de Lady Jessica, el destino de Paul se entrelaza estrechamente con el programa de cría de las Bene Gesserit. Sin embargo, aunque Paul es Kwisatz Haderach, el ser sobrenatural esperado, él muestra una renuencia comprensible a asumir dicho título, reconociendo las profundas implicaciones y responsabilidades que conlleva.

Paul Atreides Dune Parte 2
Paul Atreides Dune Parte 2

Dune 2 deja claro que Paul no es un héroe.

Después de llevar a cabo ataques contra el esquema de cosecha de especias de los Harkonnen y ganarse el favor del pueblo fremen, Paul se enfrenta a una decisión crucial: aceptar el papel que se le atribuye como mesías fremen o rechazarlo por completo

Aunque esta situación podría parecer un cliché de la ciencia ficción, la reticencia de Paul no se debe a un deseo heroico. Con visiones oníricas del futuro, Paul comprende que aceptar su destino desencadenaría una serie de eventos sangrientos e inexorables. Para él, la liberación de Arrakis y la venganza por la muerte de su padre no justifican el derramamiento de sangre que inevitablemente seguirá.

A lo largo de la mayor parte de Dune 2, Paul se alinea con Chani y los jóvenes fremen, coincidiendo en que uno de ellos debería liderar su pueblo y afirmando que él no es el profetizado Lisan al Gaib. Mientras tanto, Lady Jessica enfrenta la prueba de la especia al ingerir el tóxico Agua de la Vida; al convertirse en una Reverenda Madre, utiliza su influencia para convencer a los fundamentalistas y otros fremen del destino de Paul.

Inicialmente, Paul resiente las acciones de su madre, pero después de que los Harkonnen atacan sin piedad un puesto fremen, se ve obligado a aceptar el llamado del destino, creyendo que esta decisión es el mal menor.

Dune 2 muestra lo aterrador que sería Paul Atreides como un completo villano.

Aunque Paul logra liberar Arrakis, sus acciones distan mucho de ser heroicas. Al sucumbir a la historia de las Bene Gesserit y beber el Agua de la Vida, desbloqueando así la clarividencia a través del tiempo y el espacio y convirtiéndose en el anunciado Kwisatz Haderach, Paul traiciona cada uno de sus instintos, cediendo a lo único que ha estado tratando de evitar durante toda la película. 

Lo más inquietante es lo hábil que es Paul al cumplir su destino. Cuando convoca a los fremen a una reunión y utiliza su Voz para amenazarlos, Dune muestra su potencial aterrador para el mal. En total, aproximadamente 61 mil millones de personas mueren como resultado del fervor religioso que desata Paul.

Chani, siempre escéptica, se siente profundamente traicionada por las acciones de Paul. No solo permite que Paul caiga víctima de la tentación de convertirse en el todopoderoso Lisan al Gaib, sino que actúa como si fuera la elección correcta y única. En cierto modo, puede ser cierto: para detener a los Harkonnen, la alianza de Paul con los fremen es una herramienta poderosa. Sin embargo, el control sobre tantas personas enloquece a Paul. Cuando las Grandes Casas se niegan a reconocer a Paul como Emperador, el Kwisatz Haderach ordena a sus fremen atacar las flotas en órbita, desencadenando así una Guerra Santa.

Al final de Dune de Herbert, Paul Atreides se da cuenta de que alcanzar su objetivo —acumular suficiente poder e influencia para derrocar a los Harkonnen y al Emperador, mientras libera Arrakis— tiene un terrible costo. Debido a la poderosa creencia del pueblo fremen en él, Paul ya no puede controlar o contener su deseo de conquistar el universo en su nombre. En resumen, las consecuencias de liberar Arrakis son una sangrienta guerra santa. La nota devastadora en la que termina Dune es una clara advertencia sobre ser cauteloso con los héroes, especialmente aquellos que alcanzan un estado casi divino.

Paul Atreides Dune Parte 2
Paul Atreides Dune Parte 2

Dune es, entre otras cosas, una reflexión sobre el Síndrome del Superhéroe

En palabras del autor Frank Herbert, Dune va más allá de la narrativa épica y la exploración de mundos distantes. Herbert sugiere que la obra es una ventana hacia la reflexión personal, específicamente sobre el “síndrome del superhéroe” y nuestra propia implicación en él. Esta noción implica una introspección profunda sobre cómo percibimos el concepto de heroísmo y cómo nos vemos a nosotros mismos en ese contexto.

A lo largo de la historia, Paul Atreides es confrontado con desafíos monumentales y se ven obligados a tomar decisiones difíciles que afectan a millones de personas. En este sentido, la obra invita al lector a cuestionar su propia capacidad para influir en el mundo que los rodea y a considerar el peso de sus acciones.

Herbert sugiere que, al igual que Paul, cada individuo tiene el potencial de ser un agente de cambio significativo en su entorno. Sin embargo, también advierte sobre los peligros del exceso de confianza y la creencia en la infalibilidad personal, lo que puede llevar al protagonista a enfrentarse con sus propias limitaciones y responsabilidades.

Aunque Paul no desea desencadenar la guerra santa y se muestra en contra de las profecías, llega a creer que seguir el curso de la historia es la única opción viable para avanzar. Lamentablemente, las adaptaciones cinematográficas anteriores no lograron captar adecuadamente este conflicto interno. Como se mencionó, la versión de Lynch retrata a Paul como una figura heroica de salvador blanco, cediendo a las expectativas del cine y del público sobre las películas épicas de ciencia ficción. En palabras del propio Herbert, Dune trata sobre “mostrar el síndrome del superhéroe y nuestra propia implicación en él”, y Dune 2 es muy consciente de este propósito.

Suscribite al newsletter de Revista Hush y recibí el mejor análisis de la cultura pop en tu mail

Quién es Cassandra Nova, la villana de Deadpool y Wolverine

Cassandra Nova, la nueva villana mutante de Deadpool y Wolverine, tiene una retorcida historia con el líder de los X-Men.

En el nuevo tráiler, Deadpool y Wolverine entran al multiverso para salvar al MCU

Marvel Studios presentó el segundo tráiler de Deadpool y Wolverine, que ofrece nuevas revelaciones del viaje de Ryan Reynolds y Hugh Jackman al MCU.

The Jinx Parte 2: todo lo que hay que recordar de la temporada 1 del documental de HBO

Antes del estreno de The Jinx Parte 2, una mirada retrospectiva a la temporada 1 de la fascinante serie documental de HBO.